Crónica de una Noche en Verde

“El Consejo de Estudiantes de la Universidad de Málaga (para todos, el CEUMA) tiene el placer de invitar a la comunidad universitaria por completo a la Noche en Verde”. ¿No te llegó la invitación? A nosotros tampoco, pero nos presentamos la pasada noche  en la Facultad de Psicología y Educación para ver qué se cocía por allí.

La Noche en Verde es uno de los eventos que se enmarcan en las jornadas de huelgas organizadas por el Sindicato de Estudiante con las que, junto con otras movilizaciones en distintos puntos de Andalucía, se pretende “plantar cara a los ataques que está sufriendo la universidad pública española”.

El encuentro se desarrolló en torno a dos mesas redondas que nos pusieron en situación: escenario actual y futuro de la educación, amenizadas por tentempiés a cargo del CEUMA y una performance de los propios organizadores.

DSC_0616-1

Presente: ¿qué está ocurriendo?

Sobre las 20:00, todos los allí reunidos empezamos a movilizarnos hacia el Aula Magna, pero nos metieron en una clase de sillas verdes con apoyabrazos, y la petamos. Con más o menos orden se formó la primera mesa: Luis Centeno, presi del CEUMA; Ibrahim, miembro del susodicho; Pedro Moreno, coordinador general de Eureka; y Graci y Carmen, profesoras de instituto y uni, respectivamente.

El conocido “tasazo” (incremento de los precios públicos de los estudios universitarios) se convirtió en el protagonista de esta mesa. “Las matrículas no suponían el drama que son ahora” recordaba el presidente. El cambio en los valores y propósitos de las becas fue remarcado por los ponentes que defendieron que el sistema ha pasado de ser un mecanismo de equidad social a otro que solo hace premiar el rendimiento y la excelencia ” en vez de utilizarlo como mecanismo de igualdad”, manifestó Pedro. Las posibles soluciones por las que apostaron pasaron por la incapacidad de los mecanismos fiscales, al sugerir que fuese este el cajón que soportara el peso de la reforma que sostiene la parte académica. Se mencionó al máximo órgano de interlocución de los estudiantes con el ministerio, el Consejo de Estudiantes Universitarios del Estado (CEUNE), un instrumento consultivo y nada decisivo que lo más jodido que puede hacer es emitir informes negativos para hacerse oír e intentar cambiar la situación.

La profesora de secundaría aportó la una mirada desde niveles inferiores castigando la disminución de profesores, la normalización de los centros segregacionistas, la pérdida de poder de los Consejos escolares, el  cambio en los horarios de asignaturas, las nuevas reválidas y nuevos itinerarios educativos, etc. “La LOMCE basa la inteligencia en una condición genética, miras más allá de la ley y dices ‘me la están metiendo’”. Como miembro de Marea Verde aclama que no se creen trabajadores sino estudiantes críticos. Carmen por su parte dio pinceladas de lo que se iba a tratar un rato más tarde en la siguiente mesa, en la que también participó, “la universidad va a la privatización, ya no es un derecho, sino un coste-beneficio”.

Una hora y media después de lo previsto había concluido la primera mesa y los asistentes devoraron, antes de que los últimos rezagados llegasen al hall, el tentempié (refrescos, zumos, pasta, sándwiches, patatas y eso).

Charla: ¿qué nos espera?

Con la promesa del presi del CEUMA de que esta iba a ser una mesa más distendida y que iba a dar paso a la participación, comenzó la exposición de lo que se nos viene encima. El paso al sistema 3+2 , esa propuesta por la que los cuatro años de carrera pasarán a tres más dos de máster con el mismo sistema de ayudas amenazado por el aterrizaje de las becas-crédito. Los participantes de la mesa calificaron esta propuesta como “el timo de la estampita”, “una opcionalidad no opcional”, “solo beneficiará a la privada” y “hará que muchos grados desaparezcan, además de reforzar el enfrentamiento entre facultades, creando dos rangos: las de buenos estudiantes y las de los malos”. Alegan que “hacer este cambio es una aberración”, apostando por estudiar primero los resultados del plan Bolonia, cada modelo de carrera individualizado y después empezar a pensar “homologarnos con los países europeos, cuando aun no lo estamos en España”.

En cuanto a movilidad, tras el patinazo del pasado año, han puesto pies firmes y han endurecido los requisitos. Por ejemplo, se ha impuesto el requerimiento de un B2, (“¿me voy para aprender un idioma, o me lo tengo que llevar aprendido?”, se preguntan desde el CEUMA), ha desaparecido la beca Séneca, como en un capítulo de alguna serie de misterio, se la tragó la tierra en los presupuestos generales del estado para 2013-2014, y no se ha vuelto a saber más de ella, al igual que las becas MECD de movilidad, pero estas con sustitución, los cursos de inmersión lingüística en España.

Después de este chute de positividad hacia un futuro glorioso, nos dieron chupitos de café soluble y bizcochos requetericos. Ah, y fuimos testigos en directo de la escenificación de la muerte de la educación pública, que al final acabó resucitando porque todos se pusieron a gritar con el brazo levantado, o algo así.

Si te gusta, comparte...Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someoneShare on Google+Share on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *